A Look Inside the SureBead Applicator from Nordson

EN | EtherCAT Terminals: The fast all-in-one system

VÍDEOS DESTACADOS

Una de las metas estratégicas que se plantea FPT Industrial, y también un importante desafío, es ser cada vez más sostenible. El requisito de cumplir los objetivos europeos de emisiones de CO2 en 2025 y 2030 convierte el uso de combustibles alternativos y sintéticos en posibles caminos para abordar estos retos.

Con su ADN de liderazgo en investigación e innovación tecnológica, FPT Motorenforschung ha puesto en marcha en Arbon, Suiza, un proyecto de innovación sobre el uso de DME, un combustible alternativo, en un motor de gran potencia de 11 litros.

El DME (dimetiléter, CH3-O-CH3) es un combustible apto para motores de ignición por compresión y puede producirse a partir de varias fuentes renovables. Sus propiedades químicas permiten, calibrando y configurando correctamente el hardware del motor, reducir en gran medida las emisiones de NOx y de partículas y a la vez mantener elevada la eficiencia del motor. Sin embargo, el uso del DME como combustible conlleva algunos problemas, especialmente en lo relativo al equipo de inyección de combustible.

El DME lleva décadas utilizándose en la industria, principalmente como propulsor en latas de aerosol, ya que no es tóxico, es inodoro y puede absorberse en la troposfera. Desde el punto de vista de almacenamiento y repostaje, el DME es igual al GLP. Se licua con niveles de presión muy moderadas.

El objetivo general del proyecto es comprender mejor el uso del DME como alternativa al diésel en el sector de productos industriales y demostrar una combustión limpia con niveles de eficiencia comparables. Dado que la combustión del DME apenas genera emisiones de partículas, un sistema SCR comparativamente sencillo podría bastar, sin necesidad de filtro de partículas, para cumplir las estrictas normas en materia de emisiones.

El proyecto está financiado por la BFE (Oficina federal suiza para la energía, por sus siglas en alemán) y el banco de pruebas se encuentra en los Empa (Laboratorios federales suizos de ciencia y tecnología de materiales, por sus siglas en alemán) en Dübendorf, donde la compañía ha realizado grandes inversiones para adaptar la infraestructura al DME.

Los primeros datos experimentales muestran resultados muy prometedores en cuanto a reducción de CO2, emisiones muy bajas de NOx y partículas y una eficiencia del motor muy similar al diésel.

Para FPT Industrial, el proyecto contribuye a las actividades de innovación de su centro de investigación y desarrollo en Arbon, uno de sus siete centros mundiales de I+D y centro de excelencia de la marca para tecnologías avanzadas. Aquí se han desarrollado tanto la tecnología Common Rail como el sistema HI-eSCR (reducción catalítica selectiva de alta eficacia).

FPT Industrial es una marca de CNH Industrial especializada en el diseño, fabricación y venta de grupos motopropulsores para vehículos de carretera y todoterreno, y aplicaciones náuticas y de generación de energía. La compañía tiene más de 8000 trabajadores en todo el mundo repartidos en diez plantas de fabricación y siete centros de I+D. La red comercial de FPT Industrial consta de 73 concesionarios y más de 800 centros de servicio repartidos en unos 100 países. La empresa tiene una amplia oferta de productos en la que hay seis gamas de motores de 42 CV a 1006 CV, transmisiones con par máximo de 200 Nm a 500 Nm y ejes delanteros y traseros de 2 a 32 ton GAW (peso bruto por eje). FPT Industrial ofrece la gama de motores de gas natural más completa del mercado para aplicaciones industriales incluidas gamas de 136 CV a 460 CV. Esta amplia oferta y atención centrada en actividades de I+D hacen de FPT Industrial un líder mundial en grupos motopropulsores industriales.

www.fptindustrial.com