Skip to main content

España se está estableciendo como uno de los destinos preferidos para los nómadas digitales, profesionales internacionales que trabajan totalmente de forma remota y que buscan localización que ofrezcan un ambiente empresarial y una amplia oferta de ocio con un clima agradable. La llegada de estos perfiles de teletrabajadores contrasta con la realidad del mercado laboral español, donde el teletrabajo sigue una tendencia a la baja desde el pico experimentado durante la pandemia iniciada en 2020. Según datos de Eurostat referentes a 2021, solo un 15,5% de los profesionales “a veces” trabajan desde casa en España, mientras un 9,6% lo hacen la mitad de la jornada, porcentajes tres veces inferiores a los registrados en Países Bajos o Irlanda.

“La reducción del teletrabajo en España en los últimos meses es alarmante, especialmente si tenemos en cuenta que es una opción preferida por más del 60% de los trabajadores, y que un 35% dicen que en su actual empleo podrían trabajar remotamente. Los datos de la Encuesta de Población Activa indican que solamente un 6,6% de los empleados trabajaron desde casa más de la mitad de los días en el tercer trimestre de 2022, mientras un 5,4% lo hicieron ocasionalmente”, expone Daniel Asensio, country manager de Wildix en España. “Una de las principales causas de esta regresión es la ausencia de planes de digitalización de procesos que permitan a las empresas apostar y confiar en políticas de trabajo no presencial. Es necesaria una solución tecnológica accesible y asequible a la realidad de cada organización. No solamente vivimos un periodo de transformación digital, también de relevo generacional en el que el teletrabajo es un valor que determina la retención del talento en las empresas”.

El protagonismo dispar del teletrabajo entre provincias y ciudades

Según datos del Instituto Nacional de Estadística, un 15,5% de las empresas no disponen de los medios tecnológicos suficientes para implementar el teletrabajo, mientras un 35,8% no valoran implantarlos a pesar de que podrían potenciar el teletrabajo. Esta cifra varía según las distintas regiones, siendo más baja en Catalunya o el País Vasco, pero superior en las comunidades interiores, incluida Madrid. Destaca el hecho de que más del 20% de las empresas en la capital no tienen la tecnología suficiente para teletrabajar, mientras un 48% la han descartado.

“Parece contradictorio cuando en términos generales España dispone de una estructura de banda ancha muy capilar y de notable calidad que permite garantizar la alta disponibilidad del usuario remoto. Ahora es el momento en el que el conocimiento empresarial y tecnología han de trabajar en conjunto para desarrollar planes de digitalización solventes. Adaptar los procesos de negocio a través de la tecnología disponible es esencial para que las empresas sean competitivas y confíen en el amplio beneficio que supone el teletrabajo”, apunta Daniel Asensio desde Wildix. “La tecnología está disponible, pero debemos personalizarla para cada casuística empresarial. No hay que buscar soluciones estándar y milagrosas, ya que no existen. La empresa debe apostar por soluciones construidas en base a su modelo de negocio que les permitan participar en su implantación”.

Las soluciones de Comunicaciones Unificadas, aliadas del trabajo remoto

Garantizar unas comunicaciones ágiles e instantáneas que permitan mantener la cohesión, conexión y colaboración entre empleados y equipos es una de las principales preocupaciones de las organizaciones. Una solución UC&C adecuada no solamente asegura la disponibilidad de los trabajadores, también facilita la gestión y ejecución precisa de procesos de negocio de forma segura a través de la automatización. Esto también forma parte de los beneficios de un plan de digitalización que contempla en el valor añadido de las UC&C. Y es parte fundamental para que un plan de teletrabajo sea solvente y sostenible en el tiempo.

La deslocalización de los empleados permite construir esos valores de retención del talento, relevo generacional e incremento de la productividad que todas las empresas persiguen. Las herramientas de UC&C más avanzadas van más allá de la comunicación mediante chats, llamadas o videollamadas. Permiten construir un entorno de relación continuo con los cliente y proveedores, además de integrarse con aplicaciones que suministran un flujo de información esencial para operar los negocios. Cada vez habrá más herramientas y aplicaciones en el universo de información del cliente. Por eso el navegador se convierte en la ventana única de las diferentes interfaces de trabajo de usuario, eliminando plataformas intermediarias y siendo parte fundamental de las herramienta de teletrabajo.

“Las comunicaciones unificadas tienen el potencial para revertir la bajada del teletrabajo en España y, al mismo tiempo, ayudar a las empresas a progresar y expandir su negocio”, explica Daniel Asensio. “Desde Wildix entendemos que nuestras soluciones han de ser capaces de trabajar en la parte “no visible” pero crítica que son la automatización e integración. El puesto de trabajo es cambiante y nuestra solución de UC&C permite una rápida adaptación a los nuevos retos del cliente”.

Mientras que las soluciones basadas en infraestructuras físicas o clusterizadas ralentizan el desarrollo de los planes de digitalización por su alta carga de inversión y gestión, Wildix apuesta por una plataforma de UC&C sobre la que desarrollar soluciones definidas por Software, interoperables con otras plataformas y de mayor capacidad de maniobra. En este contexto, “el software habla con el software”, comenta Daniel Asensio. “Buscamos impulsar el negocio de nuestros clientes facilitando su capacidad de adaptación a través de una única plataforma de comunicación segura, flexible y de inversión razonable.”

Las comunicaciones unificadas se presentan como la principal solución para la adopción de los modelos de trabajo remoto o híbridos en España. Su efectividad se ha probado, como indican los datos de Cavell Group, que concluye que un 72% de los directivos registran una flexibilidad mejorada como razón para adoptar soluciones de colaboración. Solamente aquellas empresas que apuesten por el cambio podrán garantizar la continuidad futura de su negocio en un mercado que exige una conectividad total y constante.

Wildix en el Congreso Aslan 2023

Wildix presentará sus soluciones, herramientas y nuevas integraciones en la 30ª edición del Congreso&EXPO ASLAN2023, el cual se celebrará en Madrid, los días 22 y 23 de marzo, en el Palacio Municipal de Congresos de Madrid.

En el siguiente link se permite reservar una demo durante el evento para descubrir cómo las soluciones de Comunicación y Colaboración Unificadas de Wildix pueden aumentar ventas; ahorrar tiempo en las operaciones diarias; y, finalmente, garantizar la Seguridad por Diseño.