A Look Inside the SureBead Applicator from Nordson

EN | EtherCAT Terminals: The fast all-in-one system

VÍDEOS DESTACADOS

  • El informe recoge implicaciones para los proveedores de servicios y la cadena de entrega de servicios de Internet, con un crecimiento significativo del vídeo en “streaming”, vídeojuegos, vídeoconferencias y DDoS

  • Los datos registrados por los proveedores de servicios en toda Europa y América del Norte desde febrero a septiembre muestran un crecimiento del 30 % en los clientes de vídeo, un 23 % en los puntos de terminación de VPNs en los EE. UU., y un incremento del 40-50 % en el tráfico de DDoS

Nokia Deepfield ha publicado hoy su Informe de inteligencia de red, que analiza el tráfico en las redes de los proveedores de servicios y las tendencias de consumo en 2020, el cual pone de manifiesto cómo las redes fueron diseñadas para resistir la montaña rusa que ha supuesto este año el tráfico en Internet.   El informe analiza los cambios generales en los patrones de tráfico en Internet de la última década y en 2020, focalizándose en áreas de aplicaciones clave, como el video en “streaming”, vídeoconferencias, vídeojuegos y seguridad contra ataques distribuidos de denegación de servicio (DDoS).

Cuando se implementaron las medidas de confinamiento por la COVID-19 en marzo-abril de 2020, los cambios de comportamiento de los consumidores y empresas transformaron prácticamente de la noche a la mañana la estructura de Internet y la manera en que las personas lo usan. Muchas redes experimentaron un crecimiento del tráfico equivalente al de un año (30-50 %) en solo unas pocas semanas. En septiembre, el tráfico se había estabilizado en un 20-30 % más que los niveles previos a la pandemia, con expectativas de mayores crecimientos estacionales. Entre febrero y septiembre, hubo un incremento del 30% de clientes de vídeo, un incremento del 23% del tráfico en los puntos de terminación de VPNs en EE. UU., y un incremento del 40-50 % en el tráfico de DDoS.

En la década previa a la pandemia, Internet ya había sido testigo de cambios masivos y transformadores, tanto en las redes de los proveedores de servicios como en la evolución de las arquitecturas de Internet para la entrega de contenidos en la nube. Las inversiones realizadas durante este período demostraron que las redes estaban en buen estado y, en su mayor parte, listas para la COVID-19 cuando apareció.

Manish Gulyani, General Manager y Head de Nokia Deepfield, señaló: “Nunca hubo tanta demanda de las redes de manera tan repentina e impredecible. Como las redes proporcionan el entramado de conectividad fundamental para que las empresas y la sociedad podamos funcionar mientras nos recluimos, cada vez es mayor la necesidad de perspectivas multidimensionales y holísticas sobre las redes, servicios, aplicaciones y usuarios finales. Las aplicaciones de software de Nokia Deepfield han permitido a los proveedores de servicios comprender la actividad en sus redes durante esta época crítica. Los datos y perspectivas que obtuvimos para este informe muestran también de qué manera se puede asegurar la continuidad del servicio y crear valor para sus clientes”.

Después de supervisar el tráfico en las redes durante un período de ocho meses, Nokia Deepfield identificó cinco conclusiones clave que los proveedores de servicios pueden considerar al planificar la capacidad futura de las redes y los servicios de valor agregado para sus abonados:

  • #1 Las redes fueron hechas para esto. Si bien las redes resistieron durante los picos de mayor demanda, los datos de septiembre de 2020 indican que los niveles de tráfico siguen siendo elevados incluso cuando se liberan las restricciones; esto significa que los proveedores de servicios deberán seguir proyectando aumentar la infraestructura de las redes para futuras eventualidades.
  • #2 Las cadenas de entrega de contenidos están evolucionando. La demanda para el video en “streaming”, vídeojuegos en la nube de baja latencia y vídeoconferencias, y el rápido acceso a las aplicaciones y servicios en la nube, han aplicado una presión sin precedentes a la cadena de entrega de servicios de Internet. De la misma manera que las Redes de Entrega de Contenido (CDNs) crecieron en la última década, se espera que lo mismo suceda con la “edge/far edge cloud” en la próxima década, para acercar los contenidos y la computación a los usuarios finales.
  • #3 Las redes de banda ancha residenciales se han convertido en infraestructura crítica. Con el incremento de las necesidades (el tráfico ascendente creció más de un 30 %), la aceleración de la implantación de nuevas tecnologías – como 5G y FTTH de próxima generación – contribuirán en gran medida a mejorar el acceso y la conectividad en áreas rurales, remotas y con carencias de servicio. Una mejor comprensión analítica permite a los proveedores de servicios seguir innovando y entregando un servicio impecable y unas experiencias de clientes que consoliden la fidelización.
  • #4 Es esencial tener una comprensión detallada del tráfico de las redes. Mientras que la era de la COVID-19 puede llegar a ser excepcional en muchos sentidos, lo más probable es que solo haya acelerado las tendencias en consumo, producción y entrega de contenidos que ya estaban en marcha. Los proveedores de servicios deben poder disponer de conocimientos detalladosy en tiempo real de sus redes, totalmente correlacionadas con los conocimientos del tráfico en Internet, para obtener una perspectiva holística sobre su red, servicios y consumo.
  • #5 La seguridad nunca ha sido tan importantee. Durante la pandemia, el tráfico de DDoS aumentó entre un 40 y un 50 %. Como la conectividad de banda ancha es ahora mayoritariamente un servicio esencial, la protección de la infraestructura de las redes y los servicios es crucial. La detección ágil y efectiva de DDoS y la mitigación automatizada se están convirtiendo en mecanismos fundamentales para proteger las infraestructuras y servicios de los proveedores de servicios.

Los datos del informe se recopilaron de proveedores de servicios de redes de toda Europa y América del Norte, desde febrero a septiembre de 2020, mediante el uso del porfolio de conocimientos de redes y aplicaciones de seguridad de Nokia Deepfield, que utiliza analítica de “big data” para supervisar, analizar y comprender el tráfico y los servicios de redes.

Acerca de Nokia Deepfield

Nokia Deepfield es experta en proveer una nueva generación de inteligencia de redes y tecnología analítica impulsada por “big data” que puede ayudar a los proveedores de servicios a obtener detalles en tiempo real, granulares, exactos y multidimensionales sobre la red, servicios, flujos de red y patrones de uso. Nuestro Deepfield Genome™ supervisa continuamente el tráfico global de Internet y dota a los proveedores de servicios con información relacionada con el servicio y la seguridad, que pueden correlar con datos en tiempo real de sus redes. Mediante el uso de la cartera de aplicaciones de Nokia Deepfield, los proveedores de servicios pueden planificar, optimizar y asegurar que sus infraestructuras de Internet tengan suficiente capacidad y posibilidad de entregar todos los servicios con alto rendimiento, seguridad y automatización, incluso con incrementos en la demanda del tráfico.

Acerca de Nokia

Creamos tecnología para conectar el mundo. Solo Nokia ofrece una completa cartera de equipos de red, software, servicios y distintas posibilidades de licencia en todo el mundo. Con nuestro compromiso con la innovación, impulsado por los galardonados Nokia Bell Labs, somos líderes en el desarrollo e implementación de redes 5G.

Nuestros clientes proveedores de servicios de comunicaciones dan soporte a más de 6400 millones de suscripciones con nuestras redes de radio, y nuestros clientes de empresa han implementado más de 1300 redes industriales en todo el mundo. Adherimos a los más elevados estándares éticos para transformar la forma en que las personas viven, trabajan y se comunican.

www.nokia.com